“Ni el uno ni el otro tenían vida para nada distinto de pensar en el otro, para soñar con el otro, para esperar las cartas con tanta ansiedad como las contestaban”. (El Amor en los tiempos del cólera, Gabriel García Márquez).

Con motivo del día de San Valentín, 14 de febrero para quien no lo sepa, en el IES Juan de
Lucena hemos tenido una iniciativa muy amorosa y haciendo honor a la frase de Gabriel García Márquez que inicia este artículo, este año desde el Departamento de Lengua se ha organizado un concurso de cartas de amor. Los alumnos, desde 1º de ESO hasta 2º de Bachillerato, han elaborado y presentado muchísimas cartas dedicadas a los amores de sus vidas. Desde el departamento y una vez leídas todas, se han seleccionado las tres cartas ganadoras, una por cada nivel y las mismas han sido expuestas en los diferentes “Rincones del amor literario “que se han colocado en los distintos edificios del centro. Estos rincones, del color del amor, han decorado durante varios días nuestro centro dándole un toque romántico y donde las diferentes clases han expuesto frases de amor que los alumnos han buscado y escrito para celebrar este día. También los alumnos de latín y griego han escrito frases de amor en latín y algunas de ellas las han plasmado en tablillas de arcilla.

Junto con esta bonita iniciativa, en el centro también se han repartido las tradicionales flores con dedicatorias a los enamorados, y este año como novedad los alumnos y profesores podían adquirir “poemas take a-way”, para regalar poesías de amor a esas personas especiales que nos rodean. De esta tarea se han encargado los alumnos de 1º de Bachillerato para recaudar algo de dinerillo para su viaje de fin de curso. Durante varios recreos han recogido todos los pedidos y mensajes, han preparado todas las flores y las han entregado a sus destinatarios en este día tan especial, ejerciendo de verdaderos Cupidos del Lucena.

 

Muchas gracias a la Jefatura de estudios por su coordinación, al Departamento de Lengua por su implicación y al Departamento de extraescolares por su colaboración; pero sobre todo gracias a todos los alumnos y profesores que han participado y han colaborado en la redacción de las cartas y en la compra de poemas, claveles, rosas…aportando, como siempre, su granito de arena a una actividad pensada y organizada “CON MUCHO AMOR”.

Posdata.: para los que son anti-San Valentín (como los llaman en las redes “Valentine´s Day Haters”) o para los que están tan enamorados que San Valentín son todos los días, y no sólo uno, gracias por vuestra comprensión y que el año que viene tengáis la misma paciencia que habéis tenido este.

Os mostramos unos ejemplos gráficos de los trabajos y, a continuación, la selección de cartas de San Valentín.

CARTA GANADORA 1º CICLO

Mi querido amor:

Hoy quiero imaginar un nuevo día, no importa si es con un bello cielo azul y un radiante sol, con unas nubes grises con delicadas gotas de lluvia naciendo de ellos… pero quiero imaginar que todo el día me acompaña tu pensamiento.

Hoy quiero que tengas pensamientos positivos, confiado en que todo  podremos lograrlo siempre que nos tengamos el uno al otro. Confío también, que pese a la distancia, en todo momento puedas sentir mi presencia, que los latidos de tu corazón te hablan de mí, y que en tus pensamientos viva, así como tú vives en los míos.

Hoy al despertar quisiera provocarte una sonrisa, recordarte que me tienes para ti, al igual que yo agradezco tenerte en cada pequeño pensar del día y en cada minúsculo momento que suceda, pues mi existencia se llena contigo y siempre te llevo presente en todo lo que hago y digo….

Eres todo en mi vida, y todo cuanto  hago, no lo hago por mí, sino por nosotros. Mi bello destino.

                                                                                                              Luis Miguel (1º ESO C)

CARTAS PARA PUBLICAR DE 1º ESO

PARA TI

Para ti escribo esta carta, porque tú eres la luz de mis días, la oscuridad de mis noches, la mno que me ayuda y el pilar que me sostiene.

No puedo vivir sin ti, porque cuando te vas me falta el aire, porque, aunque no lo creas, daría mi vida por ti, y la daría solo para que  fueras feliz. Porque para mí eres lo más importante del mundo y haría lo que fuera para estar contigo.

Solo quiero que sepas que te quiero, te quiero muchísimo. La gente suele decir que nada dura para siempre, pero yo espero que nuestro amor dure eternamente.

Nunca te olvides de mí ni de esta carta que te escribo; llévala siempre contigo y será como si me llevaras a mí.

Te quiero; nunca lo olvides.

                                               Lucía Morón González (1º ESO C)

CARTAS PARA PUBLICAR DE 2º ESO

SAN VALENTÍN

Amor, ¿qué es el amor? Todo el mundo habla de él, pero la mayoría de la gente no sabe muy bien lo que significa. La palabra amor es una de las palabras más bonitas que existe en la lengua española; abarca muchísimas cosas: proteger, cuidar, querer, ayudar, hacer feliz, luchar, vivir y soñar junto a la persona a la que amas.

Existen muchos tipos de amor diferentes pero todos  igual de intensos. Existe el amor hacía una madre, que es la mujer que te da la vida y te cuida; está el amor a tu pareja, que es la persona con la que compartes tu vida y tienes cosas en común y existe el amor hacia una amiga que es la familia que eliges, la persona que te entiende y te apoya.

San Valentín es un día muy bonito, pero el amor está presente todos los días de nuestras vidas y todos los días debemos procurar y mantener el que tenemos, sea el que sea.

¡Os deseo a todos que disfrutéis de este bonito día en el que tenemos que recordar la gran importancia de  este sentimiento!

                Lucía Sánchez (2º ESO A)

Querido Amor:

Hoy estoy aquí, sentada esperando el autobús  para ir al instituto y me he acordado especialmente de ti.

Debo darte las gracias por hacer mi vida más fácil, por acompañarme en los buenos y malos momentos, por hacerme reír  cuando estoy triste, por ayudarme en las tareas del instituto y preparar los exámenes.Gracias.

También quiero pedirte perdón por las veces que me enfado, por las veces que grito, por aquellos momentos en los que no puedo ayudarte y por las tardes que no te acompaño.

Sabes que te quiero y que un día, en un futuro, nos casaremos y tendremos hijos. Les contaremos lo mucho que nos queremos, les diremos que querer a alguien es respetarle, es acompañarle en su vida sin obligarle a nada, es hacerle reír, es jugar con él o ella.

Muchos chicos y chicas no saben querer. Se gritan, se insultan, se obligan a cosas. Eso no es querer a una persona. Nosotros nos queremos bien y por eso doy gracias a mi Dios.

Eres una persona importante en mi vida porque me la haces más feliz, porque eres amigo de mis amigos y de mi familia y porque haces que cada día me levante ilusionada y con alegría.

Ya me tengo que ir a estudiar. Me alegro de haberte escrito todos mis sentimientos.

Te quiero.

Youssra Charroud Sedki (2º ESO B)

Oh, amada mía, el color de tus ojos, tu pelo rubio y cara de ángel … Cada vez que te veo, pienso que hice yo para merecerte , con mis ojos apagados, mi pelo blanco y mi cara de demonio. Es inexplicable lo que siento por ti.

Cada vez que te veo en el mercado de vendedora, me dan ganas de declarare mi amor pero me avergüenzo, me pongo rojo y tartamudeo. Así es, como no me quiero poner en evidencia ante ti, sigo mi camino y pienso que algún día te conquistaré.

Un día, pasando por tu pequeño  pero  bonito carruaje de flores, pensé en comprarte algo y cuando fui decidido, te estaban atracando unos bandoleros. No sabía qué hacer pero, de repente, me surgió una idea, comprar una máscara para que no supieras quién soy y ayudarte… pero fue demasiado tarde, me demoré demasiado en comprar la máscara.

A partir de ese día, nunca me perdonaría lo que no hice y me prometí a mí mismo que todos los días te compraría una flor. Así pasaron los días hasta que me preguntaste por mi nombre y no supe que decir, así que salí corriendo. Avergonzado, me propuse que con las flores que te compré haría mi nombre, con rosas, claveles y geranios.

Y el 24 de mayo de 1240 decidí abrir las puertas del amor y te di el regalo con mi nombre; te lo di y lo abriste. Tú me dijiste tu nombre y me preguntaste el porqué te hice ese regalo tan pintoresco, y yo, avergonzado, huí de la escena pensando que no te gustó.

Ahora te escribo esto, amada mío, en el lapso de mi vida, esperando que lo recibas.

Adrían Concepción de la Sagra (2º ESO B)

Llegó el día, otro día más, otro catorce de febrero.

Por mucho que quiera siempre va a haber fechas que voy a recordar toda mi vida, fechas que nunca voy a saber olvidarlas. Una de ellas es cuando te conocí y mira que ya hace mucho tiempo de eso… pero me acuerdo perfectamente. No sabría cómo describirlo, porque conocer a una persona como  tú es más que suerte, en serio, es algo increíble para mí y no te haces a la idea de lo importante que estás siendo; lo eres todo.

Me hacer reír a diario. Eres de esas pocas personas que me ha visto llorar, que me ha visto romperme en mil pedazos… Siempre que te he necesitado has estado ahí, eres un apoyo incondicional en mi vida. Sabes de sobra que a mí me cuesta mucho confiar en alguien, pero por ti pondría la mano en el fuego las veces que hiciese falta. Ya no sé cómo agradecerte todo lo que haces por mí día a día, porque todo se quedaría corto.

Dudo muchísimo que encuentre otra persona como tú;  es más,  lo veo imposible. Hace meses te dije que pasase lo que pasase, siempre iba a estar a tu lado, apoyándote en todo, y créeme que esa promesa no se va a romper nunca.

También es verdad que hemos tenido nuestros más y nuestros menos, momentos en los que por tonterías o por discusiones, nos íbamos distanciando… Pero bueno, no van a ser siempre todo cosas buenas.

Y ya terminando quería darte las gracias porque siempre me apoyas, siempre estás a mi lado, incluso  cuando ni yo quiero saber nada de mí. Hay veces que siento que no te merezco, porque te portas genial conmigo.

Sabes de sobra que da igual que esté durmiendo, que esté estudiando, que esté de fiesta o que nos hayamos enfadado y no hablemos, da igual, si me necesitas, mándame un wasap, llámame. Lo que sea.

Eres lo mejor que tengo; no lo olvides nunca.

                                                               ANÓNIMO (2º ESO C)

Hola cariño:

Hoy es el día 14 de febrero, día de San Valentín, que es el día de los enamorados. Por eso, quiero desearte un buen día y felicitarte por este día tan especial.

Nosotros ya llevamos varios años juntos y sigo enamorada de ti como el primer día, por eso este día es tan especial para mí, aunque para nosotros San Valentín es todos los días.

Estos años han sido los mejores de mi vida y muy especiales para mí, por eso en esta carta quiero reflejar un poco lo mucho que te quiero, lo bueno,  amable, cariñoso, amigo y marido que eres para mí. No existen palabras suficientes en el mundo para decirte TE QUIERO.

Me gustaría que la vida no acabase nunca para poder estar  siempre contigo.

Además este día es tan especial para nosotros dos porque fue el día en el que nos conocimos;  Cupido nos lanzó una flecha y los dos nos enamoramos al instante.

Cada día me enamoro más de ti, me haces reír y sonreír a carcajadas, me hacer sentir cómoda y segura.

En este mundo tan complicado solo hay una cosa segura que es el amor que siento por ti. Tú eres mi razón de vivir. TE QUIERO.

                (ANÓNIMO, 2º ESO C)

Hola, mi amor:

Te escribo para recordarte que sigo aquí, a tu lado. Quizá me hayas olvidado pero lo que de verdad vale la pena se te queda grabado. Ni la distancia tiene importancia cuando sientes que tienes un hueco y solo tú puedes llenarlo. Un beso tuyo es como la cura a mil enfermedades.

Cuando estoy contigo el tiempo se detiene, pero, ahora, lejos de ti, mi reloj está parado aunque la vida sigue a mi alrededor.

La luz que hay en tus ojos me iluminó como un rayo de sol en invierno y no encuentro la manera de decir que les das luz a mi vida desde que te vi. Porque para mí, la mejor definición del amor es una imagen tuya y mía juntos.

Una vez alguien me dijo: “no se trata de buscar a la persona perfecta, se trata de encontrar a alguien que, aun con sus defectos, hace la excepción en la vida”.

Me gustaría saber qué piensas de todo esto aunque tengo el presentimiento de que pronto me lo podrás decir en persona, porque mis ganas de verte son más grandes que la distancia que nos separa.

Te quiero mucho.

                                                                                                                                             (ANÓNIMO 2º ESO D)

A mi querido padre:

Te fuiste repentinamente sin decir adiós. No encontraba consuelo; preguntaba por ti y no tenía respuesta. La tristeza llenaba el silencio. Mi madre inventó una bonita forma de contestar cuando yo le preguntaba dónde estabas. Ella me decía, mirando al cielo con ojos llorosos: “¿ves aquella estrella tan brillante? Pues allí está tu padre y algún día volverá”. Yo pensaba: ¡Qué divertido! Y me emocionaba pensando  que un día volvería a verte. Bendita inocencia  la de un niño de apenas 8 años que se evadía de la cruel realidad.

Con el paso de los años he comprendido que ya es imposible volver a verte. Ya no estás en mi vida, aunque sí en mi corazón. Me da coraje no tener casi recuerdos tuyos y ahondo en mi memoria  para conseguir alguno que me dé consuelo y alegría, pero no lo encuentro. La verdad es que la muerte te arrebató de nuestro lado tan pronto que no dio tiempo a llenar mi mente de esos recuerdos tan añorados.

A pesar de que hace ya mucho tiempo de tu partida, te echo de menos. Muchas noches miro al cielo y busco aquella estrella pensando en ti.

La vida es injusta, a veces. Pero más injusta es la muerte. No pienso que te tocara, no debería haberte tocado a ti. Me has hecho mucha falta y me sigues haciendo.

Espero que estés donde estés te llegue esta carta de tu hijo y que algún día volvamos a vernos. Te quiero sin casi haberte conocido, simplemente porque eres mi padre y te debo el existir.

No hemos compartido la vida, pero tenemos toda la eternidad.

                                                                                                              (ANÓNIMO 2º ESO D)

San Valentín

Lo primero que quiero hacer en esta carta es desearte de todo corazón: ¡Feliz San Valentín!. Sé que felicite lo que felicite, las palabras que diga nunca llegarán a expresar el inmenso y gran amor que te he cogido en tan poquito tiempo. Es inexplicable. Gracias por aparecer en mi vida así y mostrarme esa gran sonrisa tuya que hace cada que me hace cada día quererte más. Gracias por tu mirada inmensa y delicada con la que me miras cada día al amanecer y sé que en os hermosos y bellos ojos se esconde el amor con el que me mira corazón palpita. Gracias por regalarme cada día ese beso y ese abrazo que me lleva el alma y se lleva cada día un pedacito de mi corazón. Que eres tú y y solo tú quien me saca una sonrisa cada día por cualquier cosa. Gracias y mil gracias por esas risas y llantos que son los únicos que hacen que mi vida cobre sentido. Que no necesito ni rosas ni flores, lo que sí me llena de verdad es un “Te quiero” tuyo. Y recuerda que siempre en mi corazón habrá un pedacito de ti y un gran trocito donde podrás jugar y seguir siendo feliz. Gracias.

Te quiero.

Recuérdalo.

(Hind Mansouri Talbi 2º ESO A)

CARTA GANADORA 2º CICLO DE LA ESO

POR Y PARA TI

J  ugando como si fuéramos unos niños

A  mando como unos locos

V  iviendo como si no hubiera un mañana,

I   deando una vida juntos.

T  omando café, los domingos de lluvia

E  scuchando nuestra mejor música.

Q   ueriéndonos a golpe de risa

U   nidos en esta vida

I   nventando un lugar

E  special

R   omántico…

O  lvidándonos del resto: solo tú y yo.

                                                                                              (EVA GONZÁLEZ HORMIGOS 3º ESO C)

 

OTRAS CARTAS PARA PUBLICAR DEL SEGUNDO CICLO DE LA ESO (3º Y 4º)

Apreciado lector:

Sinceramente, no te voy a escribir sobre San Valentín, ni sobre lo bonito que es expresar tu amor ese día. Hoy te escribo para decirte que el amor no es algo que se demuestre en un día, con flores y bombones, o con tarjetas y regalos que acaban guardados en el cajón del olvido. Dicen que los grandes hechos se los lleva el olvido y que son los pequeños detalles los que marcan la diferencia.

Mi experiencia con el amor, por suerte o por desgracia, ha sido casi inexistente. Han sido pocas las ocasiones en las que alguien se ha fijado en mí y, cuando lo han hecho, solo ha sido para hacerme daño, me ha hecho ver que el amor no consiste en querer y ser querido de un día para otro, sino que es cuestión de perseverancia y respeto.

He de decir que la mayoría de nuestra sociedad no entiende el verdadero significado de dos palabras tan simples y, a la vez, tan complicadas como “te quiero”. Parece asombroso como la mayoría de los mortales tienen la osadía de pronunciar estas maravillosas palabras con tanta normalidad.

Seguramente, estés pensando que estoy diciendo tonterías y que no debo opinar, ya que he dicho que no he tenido mucha experiencia, pero las pocas que he tenido han sido capaces de enseñarme lo que es el amor de verdad.

(Desiree González Sánchez 3º ESO A)

POEMA PARA MI HERMANO

Llegaste a mi vida un día de otoño

regalando hojas de felicidad.

Creciste a mi lado, conocí tu amor,

me hizo suspirar, a veces llorar.

Me enseñó a soñar, gracias de verdad.

Jugamos, luchamos, hablamos, lloramos,

aprendimos mucho de la realidad.

Nos diste colores, locuras y, a la vez, mucha paz.

Nos llenas de amor, con tus sueños

y sin parar.

Tu caja explosiva nos hace pensar,

pero jamás dejarte dudar,

Todo lo conseguirás.

La vida sonríe cada vez más,

gracias al amor incondicional.

Con una sonrisa ajena a la realidad

dibujas tu rostro y el de los demás.

Te quiero, mi vida, cada día más,

pronto conocerás y compartiremos

muchas cosas más.

Te quiero a mi lado,

me haces reír, soñar y disfrutar

sentir el amor de verdad.

Te quiero a mi lado

que me des tus fuerzas.

Te quiero a mi lado

y te digo “TE QUIERO”

y mucho más “TE AMO”.

Para ti, querido hermano.

(Lucía Morón Sánchez 3º ESO A)

Feliz día, mi amor:

Amor, hoy celebramos el primer San Valentín juntos y quiero que este día sea inolvidable para los dos. Quiero que sepas que eres el amor de mi vida, mi amigo, mi apoyo, alguien en el que siempre puedo confiar.

Gracias por amarme como me amas, por todos los momentos maravillosos que pasamos juntos, por hacerme reír, por ayudarme siempre que lo necesito, apoyarme y mostrarme que pase lo que pase siempre estarás conmigo.

Eres el chico que cualquier chica quisiera tener y tengo la suerte de tener tu amor.

Prometo seguir cuidándote, amándote y dándote lo mejor de mí.

Feliz San Valentín, mi amor. Nunca olvides lo especial que eres para mí, que te amo y que deseo que siempre sea así.

Con todo mi amor,

Sonia.

(SONIA MARÍA MICU, 3º ESO B)

Hola, mi amor:

Espero que te encuentres tan guapa como el primer día que nos vimos.

Me acuerdo todos los días de los momentos que pasamos junto al mar, con la brisa haciendo flotar tu pelo y tu suave piel rozando mi mano. Eres la razón por la que me levanto todas las mañanas feliz y, aunque no puedo tenerte en todos los momentos de mi vida, tú haces que los recuerdos de ese maravilloso día me acompañen hasta que nos volvamos a ver.

Ardo en deseos de volver a verte.

                                               (DAVID COLORADO, 3º ESO B)

Recuerdo perfectamente como si fuese hoy el bonito día en que seguí una luz que resultó ser una estrella. No era una estrella normal, era la estrella que más brillaba en todo el mundo. Era preciosa. Mi estrella era especial porque iluminaba una habitación entera cuando entrabas. Porque mi estrella eres tú. Brillabas y brillas.

Desde ese día cada vez que miro al cielo y veo pequeños puntos de luz entre el cielo negro, ninguno brilla como tú, porque tú iluminas mis días y me alumbras un camino que sin ti estaría tan oscuro que no se vería un final en él.

Ese camino acaba en mi corazón.

Espero que esa estrella, a la que sigo sin dudar, algún día me enseñe el camino hasta su corazón.

(FERNANDO CÁRDENAS, 3º ESO C)

Para ti, mi amor.

El amor es algo ilógico e irracional que sucede cuando menos lo esperas, no es algo que se mendigue, quiere te quiere te lo demuestra día tras día, sin condiciones ni porqués, simplemente porque sí. El amor tiene que ser algo recíproco, que te sume y no te reste, que te haga sentir feliz, como si volaras y que te lleve a otro planeta, y ya sé que parece un cuento de hadas, pero de eso se trata: de mirar a los ojos de tu pareja y que te haga soñar, puesto que de eso se alimenta el amor, de sueños.

Pero no solo es vivir y soñar, también hay momentos de comprensión, de apoyo, ahí es cuando se demuestra que de verdad quieres a esa persona, cuando en esos momentos de necesidad estás ahí, cuando le sonríes y ella se pierde arropada entre tus brazos, sumida en un sueño, perdida entre esos profundos ojos negros de carbón cubiertos por dos grandes abanicos abiertos.

Cuando conoces a alguien que te marca, quieres pasar el mayor tiempo posible, ya sea con chocolate caliente y domingos de sofá y películas, o días de viaje y fiesta con locura, porque el beso en la frente de esa persona especial marca la diferencia, te da ánimo y fuerzas para levantarte, para volar y cruzar tus metas.

Porque a mí me gusta el amor a la antigua, con cartas, flores, cenas, cosas sencillas, nunca creí posible encontrarlo hasta que nuestros caminos se cruzaron.

Y desde ese día vivo feliz y con ganas de escribirte lo que siento, aunque para ser sincero, no encuentro las palabras capaces de expresar la cantidad de sensaciones que siento al poder estar junto a ti.

(Sonia González Hormigos 4º ESO C)

Hola, amor.

¿Sabes? Qué fácil hubiese sido para mí celebrar nuestro primer “San Valentín” yendo a cualquier tienda comprarte un regalo, pero no quiero hacerlo. ¿Sabes por qué? Porque no quería regalarte algo simplemente material. Prefiero hacerlo así, quizá no sea lo que más te guste, pero quiero dejarte escrito en papel mis sentimientos, mi admiración, mi amor por ti. Las palabras se las lleva el viento, pero esta carta… NO.

Quiero que sepas que desde que estamos juntos, soy otra persona, más feliz, divertida, simpática… todo el que me conoce me lo dice. ¿Qué te pasa que has cambiado tanto? La respuesta eres TÚ. Haces que mis días más grises siempre salga el sol. Por ti tengo una razón para levantarme todas las mañanas, por todo eso y más, necesito decirte: GRACIAS. Espero que esto no cambie nunca y sigamos siempre así.

No me quiero enrollar más, como dice nuestra canción: “Los mejores puzles son lo que no encajan, pero con el tiempo sí”. Feliz San Valentín.

Será el primero de muchos que nos quedan por celebrar, aunque a mí no me hace falta que sea un 14 de febrero para decirte hoy y siempre: TE QUIERO.

(Anónimo 4º ESO A)

Para ti, mamá.

Desde aquí, te quiero expresar mi amor. Los dos sabemos que nos amamos con locura, aunque tengamos nuestros roces. Pero pensándolo mejor, me doy cuenta de que me riñes para que mejore, porque hasta la piedra más áspera si la pules bien se transformará en un precioso diamante.

 Te doy gracias.

 Te doy mil gracias por tus consejos. Por lo mucho que me quieres, por lo mucho que me cuidas cuando estoy enfermo, por lo mucho que abres tus brazos cuando todos me dan la espalda. Por todo ello, te digo: GRACIAS.

Todo esto quiero que quede en tu memoria. Quiero que te sientas orgullosa de todo lo que has luchado por mí y por mis hermanos. Mil gracias por sacar la familia adelante.

Te vuelvo a decir que te amo con locura.

Sé que te preocupa la sociedad actual, sé que te preocupan todas esas personas que no tienen casa, que no tienen dinero para comida, que el poco que tienen se lo gastan en drogas. ¡BIEN! Porque has hecho un grandísimo trabajo para hacernos ver que ese no es el camino. Nos has hecho ver que nadie nunca te va a dar nada gratis por tu cara bonita. Nos has enseñado a trabajar cuando hay que trabajar y a descansar cuando hay que hacerlo. Aunque no lo expresemos mucho, Ángel, Sole y yo te queremos muchísimo. Hay una frase en inglés que dice así: “I love you to the moon and back”. Bien, pues está frase significa: que te amo como ida y vuelta a la luna.

Pues esta frase no transmite ni un cuarto de lo que te quiero.

Eres la persona que me dio la vida, por eso te debo todo.

💓💗💓💗

(Jesús Miguel de la Encina 4º ESO A)

Para mi mejor amiga.

Cómo sabrás, hoy es 14 de febrero, o mejor dicho, San Valentín. Y aunque esta fecha sea más bien para enamorados, yo me pregunto, ¿por qué no hacerte una carta a ti, a mi mejor amiga, a mi apoyo fundamental? Con lo cual, este 14 de febrero me gustaría poder escribirte algo que pueda gustarte y de igual manera, para felicitarte esta fecha que hoy celebramos.

Bien, la verdad es que no sé ni por dónde empezar, porque tengo tantas cosas que decirte, después de tantos momentos juntas y de tantos recuerdos que vamos manteniendo con los años, cada uno de ellos aún más increíble que el anterior, y vaya, no me extraña, porque tengo conmigo a la mejor persona y a la mejor amiga que cualquiera podría desear.

Siempre has sido aquella persona en la que he podido confiar, contándote todo aquello que me preocupaba, y tú ahí estabas para mí, para aconsejarme de la mejor manera posible, y conseguiste que esos consejos siempre estuviesen dichos con una gran emoción, que al final, mereciesen la pena y que realmente me ayudaran. Gracias por hacerme reír en los peores momentos, además de estar conmigo hasta en las peores e intentando animarme, gracias también por hacerme vivir muchos de los mejores momentos de mi vida y siempre contigo en ellos; que han hecho que sean aún mucho mejor, porque sin ti no habrían sido igual. Gracias por alegrarme todos los días, siendo días aún más increíbles, porque, con nuestras tonterías solamente, hacemos que haya más magia en esta amistad. Gracias por darme en estos años lo que ninguna amiga me habría podido dar, tantos momentos, alegrías, penas y todo tipo de sentimientos; eres la amiga más increíble y maravillosa que puede existir. Gracias por darme todo tipo de momentos, tanto buenos como malos, aunque esos buenos siempre han destacado sobre los malos y con razón, porque todos esos momentos han sido tan buenos que siempre nos han hecho olvidar aquellos que han sido peores, y ojalá siga siendo así por muchísimo más tiempo. Todos estos momentos siempre los guardaré en un rincón de mi corazón, que siempre que los vaya a recordar, me alegrarán, al igual que ahora.

Eres ese tipo de amiga que ya no es solo una amiga, siento que eres como mi hermana, después de tantos años juntas, es como si estuviese hablando y pasándolo bien con mi propia hermana y vaya, que si me preguntara alguien quién es mi mejor amiga, diría que no la tengo, que esa mejor amiga ha pasado a ser mi hermana, porque todos estos años de amistad han pasado cada vez a muchísimo más, tanto que ahora siento que eres mi propia hermana y ojalá siga teniendo estos sentimientos por muchísimo tiempo más. Pero bueno, ante todo gracias por lo maravillosa, increíble, genial y perfecta que puedes llegar a ser, sé realmente quehe encontrado a la mejor amiga que hubiese imaginado desde pequeña, y he tenido la suerte de poder encontrarla y ojalá también poder pasar el resto de mi vida con ella, sus consejos, sus locuras y su todo.

Espero poder seguir disfrutando de muchos más momentos juntas y podamos recordarlos de la misma manera que lo sabemos hacer ahora.

Gracias por todo, te quiero muchísimo.

¡Feliz San Valentín!

(Raluca Habuc 4º ESO C)

Querida Ainhoa:

Cómo hago para que entiendas que mi suerte eres tú, cómo hago para que entiendas que mi felicidad es verte sonreír, cómo para que entiendas que mi vida tiene más sentido desde que estás aquí.

Y cómo hago para explicarte que los sueños que recuerdo son en los que sales tú, que quiero buscar la manera para decirte “te quiero”  como si un niño pequeño no lo hubiese hecho jamás.

Porque con una sola mirada me dices más que tantas palabras, porque me encanta tu manera de ser y porque nadie me hace sentir como tú.

Qué fácil es decir “te quiero” y que poco lo hacemos, voy a demostrarlo hoy por si mañana ya no puedo.

Recuerda que si algo es de verdad nunca se olvida.

                                                                                                                      (ANÓNIMO, 4º ESO B)

Hoy es un día especial por lo que quiero decirte que me enamoré de ti de forma inesperada, la primera vez que te vi. Sin darme cuenta me enamoré de ti cuando menos lo esperaba y quiero que sepas que no me arrepiento de ello.

También quiero que sepas que haberte encontrado en esta vida es lo mejor que me ha pasado porque llegaste en el momento que más lo necesitaba e indicado, por eso eres la casualidad más bonita que llegó a mi vida.

Jamás me imaginé una vida sin ti y nunca lo haré porque sin tu amor no podría sobrevivir a los retos de la vida día a día; tu amor es el que calma mi tempestad.

Quiero confesarte que cada segundo que pasa te quiero más todavía y que si la vida me diera la oportunidad de elegir al amor de mi vida te elegiría a ti porque eres mi verdadera razón de ser y mi fuerza para continuar. Sin ti no podría seguir existiendo ya que no me ayudaría a superar los defectos de la vida.

Espero que te lo pases muy bien en este día tan especial.

(ANÓNIMO, 4º ESO B)

 

CARTA GANADORA DE BACHILLERATO

                                                                                                                             Madrid, 15 de agosto de 1936.

Querido Bruno:

Están siendo unos días verdaderamente complicados, hasta el cielo llora tu ausencia y te reclama tronando, y no le culpo puesto que el vacío que has dejado aquí es incalculable.

Ya sabes que he estado en contacto con tu familia desde el  día que te viste obligado a partir junto al resto de los que se convertirían en tus compañeros durante los próximos meses o quizá años, lamentablemente esta situación parece no tener fin. Tu padre intenta mostrarse fuerte e impasible, ya lo conoces; tu madre no puede evitar derramar lágrimas cada vez que me ve, imagino que se debe a que nos recuerda juntos, siempre pegados el uno al otro, o tal vez sea ver la alianza que nunca me quito y el volumen que va adquiriendo mi vientre; tu hermano no deja de preguntarse por qué tuviste que ser tú y no él, he de confesarte que yo también me lo pregunto muchas veces, y no puedes hacerte una idea de lo que me avergüenza admitir esto. M siento totalmente inhumana e injusta, pero juro que no puedo evitarlo, me es imposible aceptar que ya no estás aquí.

Te extraño, tanto que hasta me duele. Me resulta tan extraño no levantarme a tu lado o no escuchar tu risa. La rutina que habíamos creado en nuestro hogar es lo más próximo que encuentro al paraíso y a la felicidad plena. Si tan solo se extendiese una pequeña parte del amor y respeto que nosotros nos tenemos, nadie habría sido capaz de iniciar algo tan devastador y cruel como es esta guerra.

Puede que sea estúpido esto, pero necesitaba crear una especie de despedida para cerrar este capítulo de nuestras vidas. Soy consciente de que esta carta no llegará a las manos de la persona a la que escribo, ya que tú, Bruno, tú preferiste ser asesinado antes que matar a nadie, y por eso te quise y te seguiré queriendo toda mi vida. A pesar del dolor, estoy orgullosa de haber sido tu esposa y solo espero que nuestro hijo nazca con la bondad y valentía que han caracterizado a su padre hasta su último aliento.

Tuya siempre, María.

                                               (MARÍA ESCALONILLA, 2º BACHILLERATO AH)

OTRAS CARTAS DE BACHILLERATO PARA PUBICAR

¿QUÉ ES EL AMOR?

Quizás es un suspiro,

un último beso que nunca llega,

un nudo en todo el cuerpo

que apenas permite cordura.

Quizás es una locura efímera

pero tan intensa

que ni el más audaz podría

resistir su tentación.

Porque el amor tienta,

el amor retuerce y estruja

tu corazón hasta dar

su última gota de vida.

Tan inocente y a la vez tan mortal,

que ni el más fuerte de los cuerdos

ni el más valiente de los locos

ha podido vencer semejante batalla.

Pero el amor es frescor, es felicidad

es pureza, vitalidad, es primavera en flor.

Logra que las rosas no tengas espinas

que los mudos canten, que los pájaros

hablen, que aquella luna tan alejada

de nuestro alcance descienda a nuestros

pies.

Maldito seas, que cambias todo con

solo mirarte, con solo rozarte.

Pero, por favor, amor,

nunca dejes de existir.

(PAULA CABANILLAS, 2º BACHILLERATO AH)

Te escribo esta carta para decirte que aun habiendo pasado tanto tiempo, cuando hablo con alguien sobre ti, un brillo diferente cubre mis ojos. Me gustaría darte las gracias por todo lo que me regalaste cuando aún era importante para ti, cuando me regalabas tu tiempo. Aun no siendo alguien a quien le gusta planear el futuro por miedo a cagarla, contigo me tiraba días pensando cuando podría verte. Cualquier excusa era buena para poder tener tus besos y observar aquella sonrisa que me alegraba días grises sin apenas esfuerzo. Claro que te echo de menos, cada vez que paso por las calles donde solíamos vernos todo vuelve a mi mente, hasta me parece oler tu colonia y por instante tengo la sensación de volver a tenerte. Supongo que hay que saber afrontar la realidad y aunque duela es que te fuiste, aun haciendo lo imposible por lo contrario, esa fue tu decisión. Jode, jode pensar que alguien la cual te transportaba a otro mundo ya no está.

Aun por todo aquello, de verdad, gracias, gracias por tus besos, gracias por tus conversaciones eternas por las noches, gracias por apoyarme en tus decisiones, gracias por guardar mis secretos más profundos y sobre todo gracias por al menos el tiempo que pasamos juntos hacerme sentir el chico más afortunado del mundo.

Te quiero.

(ANÓNIMO, 1º BACHILLERATO BC)

Mi amor:

No tienes idea de cuánto te amo. Nadie en este planeta tiene idea de cuanto porque el amor único en este mundo es diferente y todos aman de manera diferente. Nunca el mismo amor sucede dos veces.

Nunca nadie te amará de la forma en que lo hago… te amo mas que el sol, la luna, las estrellas, los diamantes, el dinero, las posesiones. No hay nada en todo el mundo que quiera más que tú. Todas esas otras personas no son nada para mi, todas esas cosas materiales, las cosas tampoco son nada.

Te amo con todo mi corazón, mi alma, mi todo.

Te amo hoy, mañana, el próximo mes, el próximo año, la próxima vida si hay una próxima vida. Siempre te amaré.

Creo que soy la persona más afortunada por haber conocido esos sentimientos y nunca cambiaría esto por nada. Cuando te conocí, supe que eras especial. Algo simplemente hizo clic dentro de mí y se reconoció que este era el momento de algo maravilloso. Tú y yo somos para siempre, espero que lo sepas. Quiero compartir el resto de mi vida contigo. Te amo con todo mi corazón. Quizás me ha llevado demasiado tiempo darme cuenta pero tú eres realmente el indicado para mí.

Nunca quiero estar sin ti Quiero envejecer contigo a mi lado.

Te amo ahora y siempre.

(ANÓNIMO, 1º BACHILLERATO BC)

ESTO ES PARA TI

Quiero que leas esto para que veas lo que eres capaz de hacerme sentir.

Tenía miedo, miedo a lo desconocido, miedo a la verdad y a la mentira, a tu mano sobre la mía, a perderlo todo, a no dar la talla, a no sentirme querida o incluso a abrir mi corazón y verlo caer roto en millones de pedazos. Miedo a la dependencia, a depender de ti y de tu aroma.

Tenía miedo, porque para mí eras desconocido, porque a lo mejor no eras real, porque a lo mejor te perdía y mi corazón se podría quedar solo y no pegado al tuyo.

Pero he pasado página.

Ahora ya no tengo miedo, ni a tu aroma y lo que pueda significar que llegue a casa impregnada de él, ni a mostrar mi corazón porque lo único que puedes encontrar es a ti.

Quiero que sepas que cada parte tuya es preciosa, cada defecto que descifraremos y cada virtud que apreciaremos juntos.

Quiero que sepas que ya no te quiero cuando nadie ve, te quiero a todas horas; en la noche cuando mis pensamientos revolotean intentando buscar algo en lo que pensar, y en la ciudad ajetreada mientras tanta gente pasa y yo solo me centro en ti.

(ESTHER GARCÍA HORMIGOS, 2º BACHILLERATO AC)

CARTA DE AMOR: 14 DE FEBRERO

Escribo con miedo, y es triste, lo sé. Pero, el otro día por fin lloré, pero de alegría. Y es que al fin lo entendí, no pretendo quererte para que me llenes las partes vacías que tengo en mí, no me quiero acercar si no estoy bien conmigo. Hay corazones que han sufrido y ahora la herida que dejaste, tu herida, tiene sentido. Debemos invertir, en la gente adecuada, lo más valioso que tenemos, tiempo. Me falta tú, tú, y estoy rellenando el vacío con risas de pega y es que, al hablar sobre la felicidad lo único que se me ocurre es mencionar tu nombre, porque fuiste, eres y serás felicidad. Es entonces cuando el recuerdo, hecho de sueños futuros y pesadillas del ayer llaman a nuestra puerta. La cual, mil y una vez te he dicho que la dejes como la dejas, que siga entrando tu luz. Ojalá te dieses cuenta de que también hay que aprender a olvidar; que este camino intermedio es igual de importante para ambos. Cuando te veas como yo lo he hecho, cuando eso ocurra, descubrirás que no sirve de nada esperar a que todo llegue mordiéndote las medias lunas blancas de tus uñas que nunca dejas crecer, que hay veces que las cosas hay que buscarlas. No quiero conocer a mi todo, ya que esto designa la suma de al menos dos partes, y si la otra parte no eres tú, no me interesa. Formábamos un mundo, lleno de dudas, incertidumbre, tristezas pero, sobre todo alegrías. Y es que, antes del pero hay recuerdos, hay motivos y hay sentimientos. Cuando decíamos que el amor puede con todo, yo no sabía que estábamos hablando de destrucción. Las personas que han recibido golpes en lo más vulnerable de sí mismos, entenderán lo difícil que es no pensar en lo que les han hecho creer que son sus fallos. Sinceramente no caeré en la mención del tópico acerca de la perfección para decirte que tienes que quererte, incluso con aquello que tú piensas que no es válido en ti para los demás. Lo primero es amarte a ti, para poder dejar que otros lo hagan. Empieza a hacerlo, porque te echo de menos. Quiero que llegue el verano, no sentir este frío sin cobijo, sin sentirte arropándome cuando necesito un apoyo. Porque tienes que ser tú, y nadie más. Con un poco de tienta te escribo tantos sentimientos que deben desaparecer, con el corazón en la mano, léelos rápido, porque está muy frío, y no, no es por el invierno. Sé que esta carta nunca va a llegarte. Nunca va a hacerlo porque la estás escribiendo ahora mismo. Quiérete, y hazlo muy fuerte y jamás dejes de hacerlo, porque el 14 de Febrero (y todos y cada uno de los días de año), empieza en tu interior, contigo misma. Y sería una pena no poder compartirlo con alguien por ello.

Destinado a mí misma.

Para hacer esta carta de amor, he decidido dar un giro y enfocarla hacia uno mismo, porque desde mi punto de vista, es desde donde empieza el amor.

(MARTA BALTASAR ESTEBAN, 2º BACHILLERATO AC)

Como ya sabes, soy nueva en este mundo de la escritura, y no quería que fuese otra persona distinta de ti quien me viera nacer aquí, rodeada de letras. Por eso te escribo a ti, Amor, para dejarte entrar en lo más profundo de mis pensamientos, y que así seas consciente de lo que de verdad te echo de menos.

Si algo he aprendido de estos 524 kilómetros, es lo mucho que me importas. Irlanda nos dio la oportunidad de conocernos y, gracias a esa maravillosa experiencia, ahora somos quienes somos. Llegaste sin ser buscado, así, de repente, sentado en el banco de los internacionales, junto a mí, extraños al resto, y terminamos uniéndonos como nunca antes habíamos imaginado.

Surgió de la nada, ¿recuerdas la primera conversación? ¿MI primera sonrisa? ¿Nuestro primer mensaje? ¿Primer pensamiento de mí? ¿De ti? ¿De ambos? ¿Nuestro primer abrazo? ¿Nuestro primer beso? ¿Nuestro primer “te quiero”? ¿Recuerdas nuestra primera foto? ¿Recuerdas lo mucho que sonreía estando sólo contigo? Porque yo sí, y te prometo que podría recordarlo millones de veces.

Me gustas para presumirte, para hacer cosas que nunca he hecho y que ahora hago por ti, porque me encantas. Estoy enamorada. Y, sí, el amor duele, pero me enamoré sabiendo que no iba a ser fácil, sabiendo que tendríamos miles de obstáculos, y créeme si te digo que lo volvería a hacer una y mil veces si fueran necesarias, porque te quiero.

(PAULA GÓMEZ, 2º BACHILLERATO BC)