Salvar una vida puede estar en tus manos. Fórmate para intervenir”

La Reanimación Cardio-Pulmonar (RCP) es una maniobra de soporte vital básico que se estudia en los cursos de primeros auxilios por la importancia que tiene el conocimiento de la misma para salvar vidas. El paro cardiorrespiratorio es una condición de emergencia, por lo que la persona que sufre esta condición requiere atención inmediata. Por cada minuto que pasa sin atención disminuye un 10% la sobrevida de la  misma. Los registros estadísticos indican que el 70%  de los casos de ataque cardíaco y muerte súbita ocurren en el ámbito extra hospitalario, frecuentemente en presencia de un conocido, compañero de trabajo, un amigo o un familiar, por lo que resulta de vital importancia capacitarnos para actuar.

La Consejería de Educación  junto con la de Sanidad han puesto en marcha el programa PRORESCUE (Reanimación Cardiopulmonar en la Escuela), y nuestro centro solicitó participar en él para poder dar a nuestros alumnos esta formación tan necesaria. Nuestro compañero José María Jara realizó el curso de Reanimación Cardiopulmonar y ha sido el encargado de promover, gestionar e impartir la formación teórica y práctica a nuestros alumnos y a los profesores. Junto a él ha colaborado otros profesores que también tienen conocimiento en este tema, como Remedios, Raquel  y Olga que han ayudado sobre todo en la parte práctica para que todos los alumnos pudieran realizar las maniobras.

La semana de RCP ha sido muy fructífera. Este año, como era el primero, ha ido dirigida a  los cursos de 4º ESO, Bachilleratos, Ciclos formativos y FP Básica. Empezamos  con la formación teórica en el salón de actos, en dos turnos diferentes. Posteriormente durante tres días los diferentes grupos fueron saliendo de las aulas para practicar con los seis muñecos que nos prestaron desde el programa  PRORESCUE y realizaron maniobras de RCP, de posición lateral de seguridad y de maniobra de Heimlich.

Dentro de la RCP, nuestros alumnos aprendieron a realizar el boca a boca y la maniobra de reanimación, buscando el punto adecuado donde hay que presionar y sobre todo practicando la secuencia 30:2 que es lo que recomienda el Consejo Europeo de Reanimación. Para el boca a boca, aprendieron a realizar la hiperextensión del cuello ( técnica frente-mentón) para que el aire llegue bien a los pulmones. En la práctica con los muñecos los alumnos  utilizaron unas toallitas de uso personal para mantener la higiene.

Los profesores también se animaron a practicar y en los recreos asistieron con José María al salón de actos para tener unos conocimientos básicos en esta materia.

IMG-20180405-WA0012

La experiencia ha sido fantástica y sobre todo muy necesaria e importante para nuestros alumnos,  ya que es esencial que una cualquier persona sepa actuar ante una situación de emergencia. El curso que viene el centro volverá a repetir estas jornadas y ampliaremos la actividad a los cursos más pequeños que este año no han participado.